El workshop del mapa del tesoro sumó nuevas herramientas para crear y visualizar mis metas. Fue la chispa que me dio combustible para mis próximo pasos. Durante el taller experimenté alegría de estar haciendo algo para mí, de recordar mi poder creador. Llegué al taller con ansiedad y susto y salí entusiasta y agradecida.